Receta Hida: pollo con tomate y pimiento

Hoy os proponemos una receta muy sencilla, sana y sabrosa para “alegrar” vuestros platos elaborados con pollo como ingrediente principal.

Para la preparación necesitaremos:

–          Una pechuga de pollo

–          Una lata de tomate y pimiento verde troceado Hida.

–          Sal

–          Aceite de Oliva

Lo primero es trocear la pechuga de pollo en cuadraditos, más o menos de un par de centímetros de ancho y de largo y que no queden muy gordos. Puedes hacerlo en casa con un buen cuchillo o pedir a tu carnicero que te la prepare para ahorrar tiempo.

–          Abre la lata de Hida y coloca el contenido en una sartén con un poco de aceite de oliva previamente calentado. Recuerda que no es conveniente esperar a que el aceite humee para iniciar la preparación de los platos, estropea el sabor y no quedan igual de sabrosos.

–          Deja que el tomate y el pimiento se vayan cocinando en la sartén a fuego medio durante unos diez minutos.

–          Agrega los trozos de pollo y remueve la mezcla para que absorba todo el sabor del tomate y el pimiento.

–          Prueba una pizquita con cuidado de no quemarte y añade sal hasta alcanzar el gusto deseado.

–          Espera a que el pollo esté perfectamente cocinado, removiendo con una cuchara de vez en cuando para evitar que la mezcla se pegue a la sartén.

 

¡Cuando veas que el pollo está perfectamente cocinado, ya tienes listo un plato sabroso y con productos naturales!

 

Esta receta es perfecta para tomarla en caliente o en frío. Si tienes que llevarte la comida al trabajo, puedes prepararla la noche antes y dejarlo en un tupper (ten cuidado y no lo metas al frigorífico hasta que no esté completamente frío).

Es un plato sano y bajo en calorías que además incluye las proteínas del pollo y los beneficios del tomate y del pimiento. Una receta completa para aguantar hasta la hora de la cena.

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée. Les champs obligatoires sont indiqués avec *