Almejas con tomate

 

Cocinar almejas es algo tan sencillo como delicioso; la forma más habitual es a la marinera con cebolla, perejil, vino y ajo. Nosotros hemos querido darle una vuelta y añadirle tomate.

Hemos decidido usar el sofrito Hida que lleva además cebolla incorporada por lo que viene como anillo al dedo a esta receta y además nos ahorrará un tiempo muy valioso ya que no tendremos que freír la cebolla. El resultado está para chuparse los dedos.

Comensales: 4

Tiempo de preparación: 30 minutos

Dificultad: media

Ingredientes:

1kg de almejas

200g de Sofrito Hida

1 diente de ajo

Aceite de oliva

1 cucharadita de pimentón dulce

1 cucharada de harina

150ml de vino blanco

Perejil fresco

Sal

Instrucciones:

Coloca las almejas en un cuenco grande con agua con sal para que se limpien y suelten la arena que puedan tener.

Pon un chorro largo de aceite a calentar en una sartén y añade el ajo muy picado. Cocina hasta que esté dorado y añade el pimentón y la harina. Mezcla bien a fuego bajo para evitar que se queme.

Añade entonces el Sofrito Hida y fríe un par de minutos para que coja el sabor del ajo.

Echa las almejas escurridas en la sartén y remueve para que se mezclen con el tomate. Añade el vino blanco y mezcla bien para que se integre.

Echa sal al gusto y hierve a fuego fuerte un par de minutos para que el alcohol de evapore. Baja el fuego y cocina a fuego medio y removiendo de vez en cuando para que tomate no se pegue al fondo hasta que las almejas se abran.

Sirve espolvoreando por encima un poco de perejil fresco bien picado.

*Con un frasco de 340g de Sofrito Hida, puedes preparar 6 raciones.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *